Los poliuretanos permiten un correcto tratamiento de las juntas de construcción, ya sea en pisos o muros.